Dieta Alcalina de Desintoxicación

Casi todo lo que comemos, después de ser digerido, absorbido y metabolizado, libera ya sea un ácido o una base alcalina en la sangre.

Los granos, pescados, carne, aves, mariscos, queso, leche y sal son productos generadores de ácidos, por lo que quienes basan su alimentación en este tipo de productos, sufren de gran acidez sanguínea. La dieta occidental es altamente acidificante.

Por el contrario, el consumo de frutas y hortalizas frescas disminuyen la acidez, y favorecen la salud, al equilibrar la sangre con un nivel normal de pH de entre 7,35 y 7,45.

La teoría de la dieta alcalina se basa en este principio, pues una dieta rica en ácidos altera este equilibrio y promueve la pérdida de minerales esenciales como potasio, magnesio, calcio y sodio, ya que el cuerpo trata de restablecer el equilibrio, dando lugar a deficiencias que se traducen posteriormente en enfermedades, que se desarrollan en un medio ácido.

Muchas enfermedades, principalmente las llamadas crónicas, y que se cree son incurables, se deben a la presencia de tejidos ácidos en el cuerpo.

La alimentación equivocada tiene componentes que facilitan la proliferación de bacterias, células cancerosas, ácido láctico, ácido úrico, que traen la mayoría de las enfermedades.

La comida sana debe ser muy cercana de la dieta alcalina y no nos referimos precisamente a los alimentos ácidos, sino a los que producen acidez en forma general. La dieta sana es a la vez desintoxicante, depurativa, es una dieta para el restablecimiento del equilibrio total del cuerpo.

Si tuviéramos el cuidado de llevar una adecuada alimentación, las enfermedades se alejarían. En los alimentos se encuentra la causa de la mala calidad de vida.

Para atender situaciones en que se requiere restablecer el equilibrio ácido-base de la sangre, se propone una dieta de dos semanas para una alcalinización rápida del organismo.

Opciones de Desayuno:

1.- Licuado de papa* y un huevo revuelto con verdura (champiñones, ejotes, nopalitos, germinado de alfalfa, etc.)
2.- Licuado de papa y 90g de queso panela con verdura
3.- Licuado de papa y 90g de requesón con verdura.



Opciones de Colación Matutina:

1.- Dos tazas de papaya
2.- Una taza de mango
3.- Una pieza de plátano

Opciones de Comida:

1.- Media taza de zanahoria, dos tazas de chayote, 90g de pollo cocido al vapor, una papa cocida en cuadritos, un tercio de aguacate.
2.- Media taza de calabacita, una taza de brócoli, 90g de pescado cocido al vapor, media taza de arroz integral, un tercio de aguacate.
3.- Una taza de nopales, un cuarto de taza de betabel, 30g de atún (media lata), un tercio de taza de camote cocido, un tercio de aguacate.
4.- Una taza de ejotes, una taza de espinacas, 90 grs. de queso panela, media taza de arroz integral y un tercio de aguacate.





Opciones de Colación Vespertina:

1.- Dos tazas de papaya
2.- Una taza de mango
3.- Una pieza de plátano
4. Una manzana

Opciones de Cena:

1.- Dos tazas de verduras ya sea (brócoli, ejote, nopal, espinacas o chayote). Un vaso de leche de soya (250ml) y 6 almendras sin cáscara.
2.- Una taza de verduras (zanahoria ó calabacita). Un vaso de leche de soya (250 ml) y 6 almendras sin cáscara.

Alimentos permitidos:

Las verduras que se utilicen para esta dieta pueden ser cualquiera, excepto el tomate, y de preferencia un poco cocidas para evitar inflamación.

Las frutas pueden ser mango, papaya, manzana y plátano.

* Licuado de papa:
1 vaso de agua
1 papa mediana cruda pelada sin brotes, ni manchas.
1 plátano maduro
6 almendras sin cáscara
Se licua y se toma despacio

* Arroz integral

Se deja remojando el arroz integral durante toda la noche, al día siguiente se pone a cocer al vapor.