Toronja: Fruta Maravilla

Las toronjas son esas populares frutas amarillas y rosadas que disfrutan millones de personas como desayuno, sin estar concientes de todos los beneficios nutricionales y para la salud que aportan. Las toronjas contienen potentes antioxidantes y valiosos nutrientes como vitaminas C, A, K, D y complejo B, además de minerales como potasio, ácido fólico, calcio, fitonutrientes y fósforo.

El consumir toronjas regularmente mejora el sistema inmunológico y ayuda a prevenir los resfriados, además el jugo de toronja ayuda a suavizar la garganta irritada, elimina la tos y reduce la fiebre. Las toronjas también ayudan a aumentar la alcalinidad de la sangre al reducir la acidez y previenen por tanto, muchas enfermedades.

Otros beneficios de las toronjas:
Mejoran el funcionamiento digestivo pues la fibra que contienen evita el estreñimiento.
Controlan la presión sanguínea
Disminuyen el colesterol
Ayudan a estabilizar los niveles de azúcar. Son excelente alimento para los diabéticos.
Alivian la fatiga. Cuando necesite energía extra ponga el jugo de una toronja con un poco de jugo de limón y despejará de inmediato la fatiga.
Alivia el insomnio. Quienes sufren de este trastorno deberán beber un vaso de jugo de toronja antes de ir a dormir.

El consumo diario de toronjas ayuda a disminuir la inflamación de los trastornos inflamatorios como artritis reumatoide y lupus.

Y por último, las toronjas contienen enzimas que ayudan a quemar la grasa y por tanto son excelentes para bajar de peso.

La toronja puede clasificarse como “medicina natural” pues ayuda a revertir varias enfermedades. Un atributo importante de la toronja es que tiene propiedades anticancerosas que ayudan a prevenir algunos tipos de cáncer. Estudios científicos determinaron que el compuesto Naringenina que contienen las toronjas ayuda a reparar el ADN de las células cancerosas de la próstata.