Los “Brujos” del Agua

Raúl Derosiers, hombre de negocios canadiense, tenía uno de los más extraños talentos de la historia, podía al parecer, ver a profundidad en la tierra sólida. Esta visión de rayos X fue en un tiempo conocido como "los brujos del agua", aunque hoy en día esta capacidad es llamada agua-adivinación o radiestesia.

Se cuenta que Derosiers sufría a menudo agudos dolores punzantes en las costillas inferiores, para lo cual se vio en la necesidad de visitar a un médico, quién le dijo que el problema era psicológico y le recetó somníferos, que al parecer le funcionaron bien.

En una ocasión, Raúl visitó la finca de un primo en Quebec quién se quejó de que la falta de agua lo estaba sacando del negocio del ganado por falta de pastizales, ambos comentaron y lamentaron la situación.



Meses más tarde, de nueva cuenta en la finca rural, al caminar junto con su primo en cierta parte de la propiedad, tuvo uno de aquellos terribles dolores en las costillas. En medio de su dolor, pudo decirle a su primo: “No me preguntes por qué digo esto, porque yo no lo puedo explicar - pero veo que estoy parado junto a una corriente de agua subterránea. . . agua de buena calidad”. “Está a veinte metros sobre una capa de pizarra de tres pulgadas de espesor”. “No perfores más allá de esta placa o se pierde el agua. " Tres semanas después, el pozo fue perforado en el lugar indicado, y un abundante suministro de agua potable fue descubierto. Por debajo del agua había una capa de pizarra de tres a cuatro pulgadas de espesor.